Anneline Kriel de 1era. finalista a Miss World 1974

 

*** continuación de "Helen Morgan, Miss World 1974 por sólo 4 días"

 

La guapa mamá Helen Morgan, ha tenido que renunciar al título de Miss Mundo 4 días después de que fuera envestida de manto, cetro y corona de la belleza mundial y se ha visto obligada a dimitir en favor de la primera finalista, Anneline Kriel, Miss Sudáfrica, porque se ha descubierto que estaba involucrada en una situación complicada de divorcio y ella no era precisamente un ejemplo de moralidad.

Helen Morgan pertenece a unos de los sectores más liberales de la juventud británica. Helen ha mantenido relaciones amorosas con un muchacho llamado Chris. La pareja sin casarse tiene un hijo llamado Richard de 18 meses. A pesar de esta relación, tanto Helen como Chris, salían con "otros amigos y amigas" y aquí empieza el problema. Helen salió en cierta ocasión con un hombre llamado Raymond Lagrove, con quien mantuvo un romance hasta que Raymond le confesó que era casado.

Raymond volvió a la escena después del triunfo de Helen, lanzando a los cuatro vientos que el era el padre de Richard, promoviendo un escándalo que haría presentar a Helen su dimisión al titulo obtenido.

Linda Lagrove, la mujer de Raymond, se dio cuenta del nerviosismo de éste cuando estaba frente al televisor  la noche de la elección de Miss Mundo y terminó por contar  a su mujer toda la historia, lo que hizo que ella decidiera presentar la demanda de divorcio citando a Helen  ante un juzgado en calidad de "la otra mujer". Linda,  bailarina de un "night-club" dijo que ella no quería perjudicar a Helen, pero hacia lo justo puesto que Helen había llevado a su matrimonio a la ruina y a un futuro incierto a su hija. De esta forma Raymond pregonó por todas partes su pretendida paternidad y Linda telefoneó a Julia Morley, organizadora del Miss Mundo para ponerla al corriente de los hechos. Julia Morley considero tan escandaloso este asunto que pidió a Helen Morgan su dimisión.

 

En cuanto a las declaraciones que  hizo Helen Morgan a la prensa después de su renuncia fueron  dolidas y bastante irónicas.

"Yo asistí a un concurso de belleza, no a uno de buenas costumbres”

"He tenido que renunciar. De acuerdo. Pero así lo ha reconocido un jurado, yo soy la más guapa del mundo. Eso no hay nadie que me lo pueda quitar"

Enfadada?

"No, en todo caso un poco decepcionada ya que se me ha ido de entre las manos el premio monetario. Confío que vayan a parar a mejores y más necesitados bolsillos que los míos.

Por que mintió?

"Yo no he mentido. A mi nadie me preguntó nada.. Que importancia puede tener un hijo y mi vida privada para que concursara en un certamen de belleza? Lo importante es elegir a las guapas, ¿no?, ¡pues ya está! Yo soy la más guapa. Lo he demostrado!"

Que tiene qué decirle a quién le ha relevado en el titulo?

"Nada en particular, que tenga suerte y que le aproveche. Yo lo he ganado para ella".

Y a que se dedicara usted ahora?

"Pues a lo mismo de antes. Seguiré trabajando como modelo y cuidando a mi hijo, afortunadamente se ganarme el pan de cada día".

 

ANNELINE KRIEL, DE AFRICA DEL SUR, NUEVA MISS MUNDO 1974

Por segundo año consecutivo la elección de Miss Mundo se vuelve a rodear de escándalo. Sólo 4 días le ha durado el título a Helen Morgan, Miss Reino Unido y esto se debe a su inmoralidad.

Helen ha tenido que devolver los premios recibidos por la conquista de tan codiciado título ha excepción de la pompa que revistió la coronación en el Royal Albert Hall a la nueva Miss Mundo, Anneline Kriel, Miss Sudáfrica de  19 años, 1.70 cms de estatura y medidas 88-58-88, rubia de ojos azules, estudiante de arte dramático de la Universidad de Pretoria, cuyo deseo en el futuro es convertirse en una excelente y reconocida actriz de cine, así como contraer nupcias con su novio, el pastor presbiteriano una vez que termine su reinado.

 

Gran admiradora de su compatriota el Dr. Christian Barnard, comenta:

 

"Siento que el titulo se me haya concedido  bajo estas circunstancias.  Lamento mucho lo sucedido a Helen, peno no dejo de pensar que obró mal, no sólo con los organizadores a quienes engañó, sino también con nosotras sus compañeras que nos privó de alcanzar mejores puestos. Helen no actuó con nobleza".

Anneline Kriel, Miss Sudáfrica, junto con Julia Morley, saliendo de la embajada de Sudáfrica en Londres, despues de aceptar el cetro y corona de Miss Mundo 1974

 

Colaboración de Alexboy 777 (México)  

 

Anécdota correspondiente al mes de:

 

 

 

<< Anterior
Siguiente >>
<< Indice general de anécdotas >>
Contacto: anecdotariomx@hotmail.com